Hoy te contamos de que están hechos nuestros productos, una de las claves por las que los usuarios confían en nosotros.

En el mundo de la construcción, la palabra calidad está estrechamente ligada a durabilidad. Un producto perdurable en el tiempo es aquel que ha utilizado materiales nobles para su fabricación. En Ferrum seguimos esta línea de pensamiento y la propuesta es que cada persona que nos elija sea “para toda la vida”.

¿Qué materiales utilizamos?

En la fabricación de un artefacto para cuarto de baño (inodoros, depósitos, bidet, lavatorios, bachas),se utilizan distintos tipos de arcillas y minerales que, al combinarse y posteriormente cocinarse, se transforman en porcelana sanitaria vitrificada, un producto de calidad premium.

¿Qué beneficios le atribuimos a la porcelana sanitaria vitrificada?

Lo que tenes que saber es que un sanitario Ferrum no se degradará con el tiempo, es decir, la superficie exterior va a mantener el brillo y el color como el primer día. Otra de las ventajas de la porcelana es que, al ser impermeable, no admite absorción de bacterias y es muy fácil de limpiar, resistiendo a los productos de limpieza que se suelen utilizar en el baño.

¿En que nos basamos para decir: “para toda la vida”?

Si sumamos los atributos ya descriptos y si le agregamos que la porcelana tiene una gran resistencia al desgaste, es válida dicha afirmación. De hecho, todas las líneas comerciales de Ferrum son de porcelana sanitaria vitrificada, desde el producto más económico hasta el de alta gama.

¿Si digo loza sanitaria es lo mismo?

Una palabra muy común que se utiliza en el medio para definir a un inodoro, por ejemplo, es decir: inodoro de loza, algo bastante frecuente, por cierto. Pero la loza sanitaria es un material que se cocina a menor temperatura, por lo tanto, la calidad es inferior; más porosa, menos resistente y sin tanto brillo.

Ahora que conocés un poco más acerca de los materiales que utilizamos en Ferrum llamemos a las cosas por su nombre: Ferrum = porcelana sanitaria vitrificada, la excelencia en durabilidad.

Por Alfredo Presas